Ejemplos de funciones del lenguaje – María Elena SÁNCHEZ

UNIDAD 3
TEXTO COMPLEMENTARIO
/ Ir a Aproximación a una tipología de textos
Veamos algunos textos para observar ejemplos de las distintas funciones, es decir, leamos en algunos mensajes las diferentes funciones.

Función emotiva
Los siguientes son fragmentos de un artículo sobre Juan Filloy, importante escritor cordobés de 106 años. El mismo fue publicado por la Revista Cabal (Nº 116:15)
“…Borges ha tenido una educación de gente rica, y como hijo de gente rica tuvo una vida muy recatada ambientada en lugares sumamente distinguidos. Yo he sido criado detrás del mostrador de un boliche, de un almacén, de modo que he sido muy distinto. A Borges yo le imputaba no haber tenido calle. A mí me ha sobrado potrero…”
“…Mi vocación literaria parece una venganza de siglos. Una revancha de mis antepasados remotos y cercanos, como si me hubieran ordenado que los vengara, los compensara del analfabetismo ancestral que venía circulando en nuestra sangre desde tiempos tribales…”
“…En mi existencia yo no he capitalizado más que mis sueños y desvelos, por lo que considero una ilusión convertida en desencanto…”
La función emotiva se trasluce a partir del uso de la primera persona que permite al emisor trasparentar sus sentimientos y opinión sobre sí mismo.

Función referencial
El siguiente texto constituye los tres primeros párrafos de una noticia aparecida en el diario La Nación(19/08/00:1).
“El juez federal Jorge Urso procesó al ex ministro de Defensa Antonio Erman González y al ex canciller Guido Di Tella por distintos delitos vinculados con la venta de armas a Ecuador y a Croacia.
Entre 1991 y 1995, el entonces presidente Carlos Menem firmó varios decretos que consignaban que el país les vendía grandes cargamentos de material bélico a Panamá, Bolivia y Venezuela, cuando, en realidad, según se supo después, las armas terminaron en Ecuador y en Croacia.
Hace varios meses, Urso procesó al ex titular del Ejército teniente general ® Martín Balza…”
La tercera persona y el uso de sustantivos como palabras claves del texto son los requisitos que nos hacen descubrir que la función referencial es la principal en este texto.

Función conativa
Cristina WARGON, escribió el siguiente texto con indicaciones para que sigan las mujeres durante las épocas en que se llevan a cabo los campeonatos de fútbol. El mismo fue seleccionado, de la revista “A puro Cuento”, por Oliver Galak.
Consejo para damas disidentes
Y aquí van algunas recomendaciones para mujeres:
· No intente distraer a su marido con un camisón negro. Sólo servirá para derribar su autoestima sin “erguir” nada.
· No se muera. Su cadáver puede quedar en el living, sin cristiana sepultura, hasta que termine el circo.
· No cometa actos de protesta para llamar la atención, como encerrarse en el placard o dormir en el freezer. Sólo conseguirá una lumbalgia atroz o sabañones.
· No aproveche el tiempo para acomodar armaros. Se sentirá una mártir, amén de estúpida.
· No lea literatura erótica. ¿Pa´qué?
· Sí, prepárese todas las comidas que a usted le gustan y que hace mil años que no come porque no le gustan a su marido. En esos días a él le dará lo mismo mascar latas vacías.
· Sí, tíñase el pelo de fucsia y póngase minifalda aunque le sobren años o panza. Es imposible que alguien le haga un comentario hostil. No ven nada.
· Sí, prepárese esa máscara de tiza, huevos duros, grasa de chancho y caca, que siempre le recomendó su abuelita. Si en treinta días de usarla no le hace efecto, tal vez no sirva.
· Sí, tómese vacaciones domésticas. Deje que el caos invada dulcemente su hogar… Y hasta cuelgue a secar sus calzones en el picaporte de la puerta de calle… del lado de afuera.
· Sí, procure tomar un amante. Aunque le será difícil: la mercadería que queda disponible es casi nula y de funcionamiento dudoso. Si lo consigue, se dará el gusto de hacer el amor en la mesa del living…mientras no le tape el televisor a su marido.
Las pautas establecidas por Jakobson para esta función se cumplen ampliamente: la autora se dirige directamente a su receptor en segunda persona del indicativo, lo cual provoca una fuerte preeminencia del verbo, por ese recurso trata de sugerir algunas actitudes y persuadir sobre la manera de comportarse en esta situación puntual.

Función fática
El siguiente es un diálogo posible entre dos alumnos que se encuentran en la puerta de la Facultad:
– ¡Hola, Juan! ¿Todo bien, loco?
– Bien, Julio. ¿Y vos? ¿Tenés clase, ahora?
– Si, ¿Y vos?
– No , ya me voy. Bueno, chau, suerte.
– Chau, nos vemos…
De la misma manera podemos reproducir un diálogo cotidiano que se produce en la calle, en un pasillo de cualquier trabajo, por teléfono. Por medio de esa conversación se trata, sólo, de abrir el canal de comunicación y de mantenerlo en esa situación aunque más no sea por algunos segundos.

Función metalingüística
El siguiente es un fragmento del artículo ”Nuevas perspectivas de la lingüística y la gramática para la enseñanza de la lengua” de Enrique Bernárdez. Fue publicado por la Revista Textos de Didáctica de la Lengua y la Literatura(Nº 2:11).
“…El coche está averiado. Esta oración puede tener muchos “significados”: puede ser una simple constatación ( es su significado de código), pero también puede indicar, según el contexto, que no tenemos intención de llevar a su casa al pesado del primo Diodoro, en respuesta a su pregunta “¿Me llevas a casa?”. No hay relación aparente entre pregunta y respuesta, pero en un contexto dado este valor de la oración es perfectamente comprensible. La oración también puede anunciar un gasto inesperado, si por ejemplo se está hablando del mal estado de las finanzas domésticas, o indicar la desilusión por la rapidez con la que se ha averiado un coche recién comprado; o, al contrario, justificar el mal estado del viejo con la intención de hacer aceptable la inversión en uno nuevo. La interpretación de código es la más frecuente, pero podemos plantearnos si no se deberá simplemente a que es utilizable en un mayor número y variedad de contextos…”
El ejemplo por excelencia de función metalingüística lo podemos encontrar en un diccionario: la lengua habla de sí misma. En este caso, la reflexión sobre un hecho de lengua lo ubica en la misma perspectiva.

Función poética
En publicidad:
· La llama, que llama.
· ¿Todo bien?,
¿tu casa bien?
¿ tus cosas bien?

Esta entrada fue publicada en Textos complementarios (u3). Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.